Buscar
  • mariacortesyg

Sobre la Práctica

En este post me voy a centrar en hablar de la práctica de Asanas, la práctica física del yoga, en forma de auto-práctica y también como suelen diseñarse las prácticas que se ofrecen a los alumnos.

La práctica de Asanas según los 8 limbos del Yoga de Ashtanga yoga de una forma muy simple y reducida viene a hacer un trabajo de cultivo de la concentración a través de las posturas físicas. Se trabaja a concentración manteniendo el foco en el cuerpo y utilizando diferentes elementos como la respiración, los drishti(donde va la mirada en la posición), entre otros...de forma que, de esta manera, se alejan las fluctuaciones de la mente y esta misma empieza a concentrar su atención.


Por otra parte, la práctica de yoga pretende aumentar la flexibilidad de la espalda, como dicen mis profesores: "Flexible spine, flexible mind" o, "espalda flexible, mente flexible"; y se necesita esta flexibilidad para, en última estancia, llegar a la iluminación, a la verdad suprema, a la verdadera esencia.



De todas formas, a la hora de crear una secuencia en Vinyasa Yoga se mantiene esto muy presente y se plantea la práctica casi siempre desde este punto de vista, tratando de completar, parar y trabajar en los diferentes movimientos que la espalda nos ofrece:

- Flexión.

- Extensión.

- Torsión.

- Lateralización.


Buscando un poco de bibliografía, estos movimientos se pueden llamar de múltiples maneras; también dependen del área o la dirección a la que uno se oriente pero, de manera simplificada y práctica, serían los anteriores.


Por supuesto, la práctica puede ser diseñada para trabajar un área concreta del cuerpo o para alcanzar una postura pico, pero una práctica completa de flexibilidad en la espalda debería contener estos movimientos.


En este mundo occidental y sedentario, se trata de una fórmula muy interesante para combatir el exceso de tensión y peso que recae sobre todo en la parte más baja de la espalda, así como, desbloquear y dar capacidad o espacio a zonas que se han quedado entumecidas por el estatismo.

Si por un momento te imaginas el peso de tu cráneo, hombros, pecho y vientre sobre la espalda y cadera podrás imaginarte el colapso y aplanamiento de las vertebras, sobre todo inferiores. Si se trabaja todo el rango de movimiento de la espalda, tanto a favor como en contra de la gravedad añadiendo las tensiones y lateralizaciones sería como si a un trapo seco y tieso por el sol se le empezara a doblar suavemente en cada dirección, con un poco de tiempo, el trapo volvería a coger su flexibilidad y armonía, incluso cambiaría de textura.

Pues a muy grandes rasgos esto es lo que ocurre con la espalda y la práctica de yoga.


Y comparto esto, porque, ya que estamos más tiempo en casa y mucha gente estará empezando a practicar yoga y alomejor querrá introducirse en auto-práctica, por la razón que sea, esta puede ser una buena forma de diseñar los movimientos que serían interesantes de explorar y notar como ese entumecimiento se alivia y se descubren zonas de nuestro cuerpo y sensaciones que antes no se conocían.





Siempre es mejor utilizar a un profesor que guíe el movimiento desde su conocimiento, además que el seguir una práctica guiada de yoga nos acerca más al objetivo: concentrarnos en la postura y en no pensar cual es la postura siguiente que voy a practicar.

Lo recomiendo, porque yo lo hago así en mi caso, o bien sigo una práctica guiada o práctico una secuencia que conozco. Si no fuera así no podría recomendarlo. Pero si es cierto, que la autoexploración es muy interesante y nos da herramientas para seguir prácticas guiadas de forma más cómoda y con más consciencia.



Espero que esto os dé un poco de Luz,


Un abrazo,


María



5 vistas

Contacta conmigo

María Cortés Carrillo

Tlf: 653 131 628

emai: info@mariayogafizz.com

Benidorm, Alicante

España

  • Icono social Instagram
  • Facebook icono social

© 2018 Maria Cortes YogaFizz.. Proudly created with Wix.com